sábado, 26 de noviembre de 2011

PRESERVAME de CARLOS A. BADARACCO






Preservarme de los equinoccios
en que los polos de la tierra
que entre senderos del cenit
se desatan sin ley

Los alfareros cansados
delatan en sus barros
albores entumecidos
de huesos y de hiel
¡qué espacios tan cerrados!

¡Qué nudos tan profanos
desatan entre sus manos
con aromas a miel
Entre crueles destinos
se van macerando entre vientos
los sentimientos cruciales
que se esbozan desde el sol

y entre el sabor a silencios
se lanzan a fuego los destinos.
con presagios de castigos
que en la tierra se prevén .

CARLOS A. BADARACCO
25/11/11

1 comentario: